La misión antiterrorista estadounidense en Irak se ha visto dificultada por la presencia del jefe de la unidad iraní de elite Quds Qassem Soleimani entre las fuerzas iraquíes