El Parlamento de Cataluña aprobó el lunes un plan para comenzar a bosquejar el rumbo hacia su independencia de España en 2017, una iniciativa que supone un claro