Hay temas que sencillamente, muchos manejan como si fueran del diablo. Confiado estoy en que aquí puedo tocarlos sin miramientos aunque más de uno pueda sentir que su