Las enfermedades crónico-degenerativas son la principal causa de muerte en México y para su atención se invierte 13 por ciento del gasto público, comentó la secretaria de Servicios