En un plazo no mayor de cuatro días (96 horas), el Ministerio Público Federal de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO) determinará la situación jurídica