El director de cine Bryan Singer (conocido por clásicos modernos como la saga X Men) ha informado que su fuente de inspiración es el corazón. Como buen cineasta,