El gobernador del estado de Luisiana Bobby Jindal, quien se rumorea podría sumarse a la elección del partido Republicano por la candidatura presidencial, defendió su oposición al matrimonio