Que quede claro, el jefe del gobierno capitalino sigue siendo hasta el día de hoy, Marcelo Ebrard. Esto parece que ya no lo pensaba el ahora ex secretario