Es de argentina, sólo tiene 14 años y fue internada en el hospital psiquiátrico de San Luis Potosí, donde la atendieron por las secuelas del consumo de mescalina,