Estalló el conflicto interno en el PRI, a sólo unas horas de emitirse la convocatoria al proceso interno de sucesión, porque el partido permitió el registro de 600