En la celebración anual del día de la marihuana, conocido como el “4/20”, los canadienses protestaron por el monopolio que tendrá el gobierno de los dispensarios de cannabis