Dos años del gobierno del presidente Calderón se traduce en la lucha contra el crimen organizado. ¿Es una cuenta pendiente que esta siendo bien pagada? No, de hecho