Integrantes del crimen organizado emboscaron un convoy de policías

crimen organizado

Presuntos miembros del crimen organizado emboscaron un convoy de policías estatales en el oeste de México y dejaron varios heridos, en un ataque atribuido a una reacción por la reciente muerte de un presunto líder local del narcotráfico.

La Fiscalía General de Jalisco informó que la tarde del lunes un comando armado de integrantes del crimen organizado atacó a tiros a miembros de la policía estatal en una zona serrana del estado, lo que derivó en un enfrentamiento en el que varios policías “fueron alcanzados por las balas”.

La dependencia no precisó cuántos habrían resultado heridos y si hubo muertos, pero versiones de prensa locales señalaron que por lo menos 15 agentes habrían fallecido.

El ataque ocurrió en una carretera de la comunidad Soyatán, más de 700 kilómetros al oeste de la ciudad de México, cuando los policías estatales se dirigían hacia la capital estatal, Guadalajara.

El estado es considerado el bastión del llamado Cartel Jalisco Nueva Generación, un grupo del narcotráfico e integrante de diferentes bandas de narcotrafico nacional enclavadas en el crimen organizado, aunque la Fiscalía no señaló si los atacantes pertenecían a esa organización.

La policía del estado ha sostenido algunos enfrentamientos en las últimas semanas con presuntos miembros del crimen organizado, en uno de los cuales murió un hombre identificado como Heriberto Acevedo Cárdenas, “El Gringo”, supuesto cabecilla local del narcotráfico.

El 19 de marzo, pistoleros emboscaron un convoy de la policía federal y el 30 de marzo intentaron asesinar al comisionado estatal de seguridad, esto último en represalia por la muerte de “El Gringo”, dijeron recientemente las autoridades.

El fiscal estatal Luis Carlos Nájera había identificado previamente a Acevedo como el autor intelectual de un ataque a soldados en mayo de 2014.

Jalisco ha sido un estado con presencia desde hace mucho del poderoso Cartel de Sinaloa. Ahí operaba una facción encabezada por Ignacio “Nacho” Coronel, quien murió en una operación de autoridades federales en julio de 2010.

Tras su muerte, facciones que formaban parte del grupo de Coronel empezaron a operar por su cuenta y surgió el Cartel Jalisco Nueva Generación.

El Cartel Jalisco Nueva Generación ha sido señalado de varios hechos violentos en los últimos años tanto en Jalisco como en otros estados en su disputa con grupos rivales.

La organización criminal fue ligada con el hallazgo de docenas de cuerpos en fosas clandestinas en la comunidad de La Barca, cerca del Lago de Chapala, una zona de Jalisco popular entre turistas canadienses y estadounidenses.

También fueron señalados de ser los responsables en septiembre de 2011 de lanzar 35 cadáveres en una calle cercana al puerto de Veracruz, en el estado del mismo nombre y en el extremo opuesto a Guadalajara. Las autoridades señalaron que era parte de una batalla con sus rivales del cartel de Los Zetas.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *