Jose de Iturrigaray y Arostegui

Nació en Cádiz, España, en 1742. Virrey de la Nueva España del 4 de enero de 1803 al 15 de septiembre de 1808. Murió en Madrid en 1815

Hombre ambicioso y corrupto, amigo también de Manuel Godoy, a José de Iturrigaray le tocó gobernar en medio de una relativa abundancia material que supo aprovechar para sí, al tiempo que creó una imagen de prosperidad.

Así, logró impresionar al ilustre viajero alemán Alejandro de Humboldt, quien se sorprendió por los avances científicos logrados en el Colegio de Minería, por la riqueza de las minas del Bajío y por la belleza de las ciudades novohispanas.

No obstante, en 1808 todo cambió repentinamente: a México llegaron las noticias de que España había sido invadida por los franceses, de que el rey había abdicado a favor de su hijo y luego ambos a favor de José Bonaparte y de que habían prosperado las denuncias por cargos de corrupción sobre Iturrigaray.

Los criollos vieron el momento propicio para proclamar la independencia; propusieron que a falta de rey legítimo la soberanía recayera en las autoridades constituidas, plan que aprobó el virrey. Sin embargo, una conspiración lo depuso y fue enviado a España en calidad de prisionero

Technorati Profile

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *