Estricta supervisión en trabajos de conservación del Jardín Borda

Estricta supervisión en trabajos de conservación del Jardín Borda

· Consenso en asamblea de especialistas de INAH, UAEM, Cronistas y secretarías.

Los trabajos de conservación y reequipamiento realizados en el Centro Cultural Jardín Borda están consensuados y validados por especialistas del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM), Consejo de Cronistas de Cuernavaca y las secretarías estatales de Desarrollo Sustentable, Obras Públicas, Contraloría y Cultura.

Así lo dio a conocer la titular de esta última, Cristina Faesler Bremer, quien explicó que el proyecto de rescate del Jardín Borda se encuentra en la segunda de cuatro etapas. La primera completada en 2013, fue la rehabilitación de las salas de exhibición del Centro Cultural; la segunda, a partir de 2014 integra la rehabilitación del jardín, restauración de elementos arquitectónicos y renovación de instalación eléctrica.

Dijo que las obras se realizan con recursos obtenidos del Programa de Apoyo a la Infraestructura Cultural de los Estados (PAICE), coordinados por la Secretaría de Cultura y la red de instituciones de los tres niveles de gobierno, para cumplir el “ambicioso proyecto de rehabilitación y conservación del histórico Jardín Borda”.

Presente en la explicación de los trabajo, el secretario de Desarrollo Sustentable (SDS) Topiltzin Contreras MacBeath, aclaró que por primera vez en la historia del Jardín Borda se interviene la flora del mismo, ya que los visitantes veían “era sólo una mezcolanza de especies, de árboles, plantas y arbustos que se fueron acumulando sin ton ni son”.

Especialistas en botánica y flora de la empresa responsable de la rehabilitación del jardín, Distribuidora Sume MG, explicaron que se inició la limpieza y remoción de vegetación muerta en los arriates o prados, control de plagas, construcción de compostas, limpieza del agua de las fuentes y la creación de un vivero propio del jardín Borda para favorecer su ecosistema equilibrado y con especies de plantas y árboles adecuados al tipo de clima y suelos del lugar.

En el recorrido por los trabajos en fuentes, arriates y andadores del añejo recinto arbolado, los responsables explicaron que durante los últimos treinta años éstos se han intervenido de forma dañina, con el deterioro de sus estructuras y perjuicio a las especies de árboles y plantas, anomalías que están en proceso de corrección.

Faesler Bremer, representantes de las áreas de Arqueología y Restauración y Monumentos Históricos del INAH y de la empresa encargada de las obras, guiaron el recorrido para representantes de los medios de comunicación, a fin de mostrar avances de los trabajos y la forma en que los especialistas se encargan de cumplir las debidas especificaciones arquitectónicas y botánicas.

Así mismo se informó la continuidad normal de las actividades del Centro Cultural Jardín Borda, entre las que se encuentran, las exposiciones en las salas “Siqueiros”, “Tamayo”, Sección “Juárez” y de Experimentación; como todos los años el Jardín Borda estará listo para albergar las actividades del Festival Miquixtli, a celebrarse del 30 de octubre al 2 de noviembre.

conservación del Jardín Borda

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *