En México, el reto de festivales culturales es globalizarlos

festivales culturales

Los festivales culturales en México deben apostar por lo multidisciplinario y por convertirse en festivales del mundo, ésto es, globalizados, afirmó Marcela Diez Martínez, directora de Programación del Festival Internacional Cervantino.

Diez consideró que para garantizar su continuidad, los festivales culturales deben atender aspectos particulares, como por ejemplo, lograr una mayor participación de los públicos, y en ello juega un papel muy importante lo multidisciplinarios que sean.

También se debe entender que ahora pertenecemos a un mundo global y los encuentros de este tipo se han vuelto algo más participativos, de ahí la necesidad de incluir más a los públicos y tener una mayor retroalimentación para atenderlos de mejor manera.

Otro aspecto que revisar es que no a todo se le puede llamar festival. “Yo pienso que un festival es una propuesta que no forzosamente es algo que ya conocemos y el reto es encontrar actividades que sean de interés, que no sean muy conocidas y que sin embargo, aporten a la cultura, expuso.

Es una tarea que permita poner un escaloncito más para que podamos seguir construyendo eso que traemos. Los festivales son para un público específico, pero también para toda la comunidad, recordó.

Cuando pensamos en la organización de un festival, debemos pensar en la comunidad; en temas o propuestas que quizá no esté en posibilidad de ver normalmente.

Por ejemplo, dijo, aunque nunca haya ido a Estonia, los festivales traen teatro de Estonia y “nos hace ver cómo ellos conciben el teatro, no digamos la importancia que puede tener para nuestros artistas. Son visiones del mundo y en un festival lo importante es que ofrezcan visiones del mundo”.

Lo que no se puede negar es que “vivimos en una aldea global. Si se abre Internet podemos ir a visitar a todos y creo que lo muy positivo que tiene un festival es traerlo para que lo podamos palpar. Las pantallas son maravillosas, pero no hay nada como palpar, como tocar las cosas”, subrayó Diez Martínez.

Respecto a la contemporaneidad de las propuestas que se desarrollan durante un festival, puso énfasis en que las propuestas, aunque sean contemporáneas tienen que ver con sus raíces. “Todo gran arte siempre tiene una gran luz de su raíz, sino, está perdido en el espacio y no tiene sentido”, consideró.

Tenemos que hacer una propuesta de interés para el público, donde la cultura -que es una cosa que cuesta dinero- sea una inversión de calidad que acerque a todo público y al mismo tiempo, lleve la cultura a todo el país, mediante un gasto óptimo.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *