Alcaldías indefensas ante el crimen organizado

Las ganancias por la venta de droga le permiten a el crimen organizado pueda tener “un poder económico que compite con algunos estados de la República y que supera a los municipios”, dijo el procurador General de la República, Jesús Murillo Karam, a los senadores del PRI y del Partido Verde. Y ojo, ese es el narcotrafico, pero el narcotrafico que corrompe a los cuerpos policiacos tambien se encarga que otras modalidades de crimen organizado puedan avanzar, como secuestro, trata de personas, etc.

En el encuentro con ambas bancadas, explicó los objetivos del mando único. “¿Las policías municipales nos van a dar esa certeza? No. Tenemos que recrear el orden policial del país, sin que esto signifique dejar desmantelados a los municipios; eso sería un gravísimo error, pero tenemos que entender para qué sirven unos y otros”, planteó. El Mando Único avanza como propuesta firme ya que es tener 32 policias fuertes donde más de 2000 municipios simplemente no pueden enfrentar al crimen organizado ya que no tienen ni los recursos, ni los poderes jurisdiccionales ni mucho menos el poder de fuego.

Les recordó que el poder del narcotráfico (y otras bandas del crimen organizado) es tan grande que ni Estados Unidos ha podido contener la fuerza económica de la delincuencia; “el poder más grande del mundo tiene un problema de eso, imagínense qué puede hacer el municipio de Cocula (Guerrero) frente a un problema como ése”. Y como Cocula, Iguala, Reynosa, Morelia, La Ruana, Culiacan, Guasave, Veracruz, etc.

Murillo Karam expuso a los priistas coordinados por Emilio Gamboa Patrón y a los del Verde, por Carlos Alberto Puente, que en México sólo hay “cuatro o cinco municipios que tienen la capacidad de poder enfrentar esto (al crimen organizado)”.

Para enfrentar al crimen organizado hay que tener una nueva forma de hacerlo y esa es con el Mando Único, como el que opera en Morelos bajo el mando de Graco Ramírez, gobernador de la entidad y que en dos años ha logrado decender 30% los crimenes de alto impacto.

crimen organizado

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *