Total, el pueblo nos mantiene

Total, el pueblo nos mantiene
Total, el pueblo nos mantiene

Beatriz González Rubín

Todavía no es presidente, se encuentra en la etapa de transición y los gastos ya son muchos: en la primera gira que realizó por Centro y Sudamérica se reportó un gasto por un millón 190 mil 634 pesos; y ahora la gira en Europa 196 mil 206 pesos. Cantidades nada despreciables para pasearse por distintas partes del mundo, considerando que el señor Enrique Peña Nieto cuenta con una partida de 150 millones de pesos para el periodo de transición.

Y bueno que decir de “La Maestra” y su VI Congreso Nacional Extraordinario que se realizó en la Riviera Maya del 18 al 21 de octubre, donde este siniestro personaje, garantizó su estadía en la cúpula del poder por seis años mas, se calcula que el costo aproximado fue de 153.3 millones de pesos según en la página web del CEND-SNTE.

Es vergonzoso que los “gobernantes” de este país donde el sueldo mínimo en el Distrito Federal es de 62.33 pesos diarios, reporten esos gastos escandalosos en sus paseos, congresos, visitas oficiales y demás eventos, que lo único que hacen es ofender a un país de pobres.

¿Cuánto tiempo tiene que trabajar un obrero que gana el sueldo mínimo para poder llevar a su familia a unas pequeñas vacaciones?

Muchos mexicanos nunca han salido de su pueblo, miles no conocen el mar, ir es como un sueño de opio. Lo que hacen los políticos es una vergüenza.

Ya antes escribí sobre José Mujica, el presidente de Uruguay que vive sólo con el 10% de su sueldo y lo demás lo dona a los más pobres, pero eso aquí en México es imposible. Llegar al poder significa enriquecerse, divertirse y vivir a las costillas de un pueblo que cada vez aguanta menos.

Y como olvidarnos del oportunismo y la falta de compromiso de aquellos que ocupan curules. Ejemplos no faltan: está semana Layda Sansores jugaba durante una sesión con su I Pad, o Mayra Karina Robles en una posición sumamente extraña parecía presumir su trasero; no se queda atrás senadora Mariana Gómez del Campo que se besó con un hombre en el salón de plenos del Senado.

Podría decir que sólo en México, pero sé que no es así, hay muchos países donde los que ostentan el poder se comportan de manera vergonzosa, pero la verdad ellos me importan muy poco, son estos, los que me gobiernan y representan los que me indignan y me dan vergüenza. Una vez más me da pena ser mexicana.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *