Hacer una sociedad más fuerte

Los últimos años ha habido una serie de quejas y críticas severas contra los gobiernos y algunas otras instituciones, por cómo se hacen las cosas y que no hay un proyecto definido para nuestro país.

Particularmente creo, que una crítica o alguna queja sin aportar una solución o acción, es algo vacío y se convierte en algo destructivo y no constructivo.

Me parece que antiguamente, como sociedad se era un poco más unido que la actual. El núcleo fundamental en México siempre ha sido la familia, desgraciadamente esto en los últimos tiempos empieza a debilitarse y el copiar esquemas de otros países, se empieza a apropiar de nuestra sociedad. Los jóvenes empiezan a estar más alejados de lo que son los problemas actuales y buscan facilidades para encontrar un camino, no importándoles la forma y el fondo (léase ser sicarios).

Estamos empezando a ser en un grado mayor, una sociedad demasiado dejada de todo.

En cuanto a servicios que nos dan, si nos falla uno o dos días el teléfono (por poner un ejemplo), no exigimos que se nos descuenten esos días o alguna otra manera de compensar ello. No exigimos, que nos den un excelente servicio ya que lo estamos pagando y éste debe de ser bueno, aunado a que el gobierno no apoya mucho en estas situaciones. Pero no debemos dejar que sea así. Normalmente nos unimos para los desastres (temblores, teletones, inundaciones, etc.) y para lo malo (manifestaciones, huelgas, bloqueos de carreteras, etc.).

Pero ¿qué pasará cuando nos unamos para lo bueno?

El día en que en la sociedad mexicana, dejemos de lado diferencias y envidias, podremos ser mejores, nos uniremos para exigir cosas con sustento, podremos exigir mejores gobernantes, mejores servicios, mejores maestros, mejores instituciones (tanto públicas como privadas), mejores medios de comunicación, internacionalmente nos verán mejor.

Pero y ¿qué hacer? Regresar a las bases, volver a los pequeños núcleos, regresar a los valores y a unirse sin distinguir ideologías, sino unidos por un mejor país y con objetivos únicos. Actualmente tenemos todo a nuestro alcance, las redes sociales y el internet, hace que podamos llegar a más personas, que podamos estar unidos. No se necesita generar otra revolución de armas, se necesita una revolución de ideas, de formas, de valores, de pluralismos, de respeto; sin violencia, solo con trabajo, con valentía, con ganas y con esfuerzo.

Muchas veces escucho de los mexicanos que vivimos en el mejor país, en el más bello (cosa que yo también comparto y defiendo), pero solo se queda en eso, en palabras, es ya hora de actuar de mejorar lo que tenemos a nuestro alrededor (al menos lo que tenemos a 10 mts. a nuestra redonda), ni siquiera es el país completo, es lo que tengamos más cerca, solo así podremos mejorar, sin la estricta necesidad o dependencia de los gobiernos. Este país es de nosotros, no de nadie más, nosotros tenemos que progresar con él, porque sólo así nosotros seremos progreso, caso contrario seguiremos decayendo. Es nuestro tiempo, es nuestra hora.

* Ricardo Martínez ?? Consultor en TI y de empresas y colaborador de Solo-Opiniones.com
http://twitter.com/rmtz8

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *