Mil mujeres contra el crimen

La Secretaría de Marina Armada de México (Semar) capacita a una nueva generación de oficiales de mando integrada por mujeres que se entrenan en el uso de armas de fuego, tácticas de guerra para la defensa de la patria, adiestramiento militar en operaciones especiales para combatir la inseguridad y el narcotráfico, y estrategias operativas para comandar y dirigir a todo un batallón.

Alrededor de mil mujeres que estudian en las distintas escuelas navales y centros de adiestramiento de la Secretaría de Marina enfrentan el nuevo reto de formar, junto con los hombres, la nueva generación de militares que harán frente a las amenazas que vive el país, como es el crimen organizado, el terrorismo, el narcotráfico, y todo aquello que atente contra la seguridad interior del país.

La resistencia para que las mujeres incursionaran en las carreras de cuerpo general e infantería de Marina costó años de esfuerzo, diálogos permanentes y años de convencimiento al interior de la Armada de México. La apertura se logró en 2008, cuando la Escuela Naval Militar de Veracruz, tras 110 años de formar sólo a hombres, abrió sus puertas a la nueva generación de mujeres.

La incursión de las mujeres en los planteles de la Armada de México se gestó en la Escuela de Enfermería Naval, en los años 80 y 90, cuando se abrieron otras carreras: la de médico, intendencia, mecánica de aviación, electrónica y escuela de ingenieros.

Sin embargo, fue hasta 2008 cuando fue admitida la primera generación de mujeres para la carrera de logística. De estas profesiones, ninguna le brindaba la oportunidad a la mujer de llegar a ser mando de algún grupo o comando, ni mucho menos de algún batallón.

Fue hasta 2010 cuando el secretario de Marina, Francisco Saynez Mendoza, publicó el acuerdo mediante el cual la Escuela Naval Militar de Veracruz, lanzaba su convocatoria para todas aquellas mujeres que desearan estudiar las carreras de cuerpo general y de infantería de Marina, abriendo la posibilidad de que una mujer pudiera llegar no sólo a ser la capitana de un buque o navío, sino de llegar al cargo de almirante para encabezar la Armada de México.

En la actualidad la nueva generación de mujeres que estudian en el cuerpo general e infantería de marina, se adiestran en diversas disciplinas a la par que los hombres, no hay distinción y ambos realizan el mismo esfuerzo en todas las disciplinas. Las mujeres aprenderán el arme y desarme de todo tipo de armamento, tácticas de guerra, adiestramiento de alto impacto para operaciones especiales contra el narcotráfico o terrorismo, supervivencia en agua y en tierra, técnicas de navegación y defensa y combate.

El director de la Heróica Escuela Naval de Veracruz, Rommel Eduardo Ledesma, afirmó que las mujeres han sobresalido por su valor, por su entrega, por su responsabilidad, ??es igualdad de oportunidades, estas mujeres las que están en cuerpo general estarán en la línea de mando, al mando de unidades o de batallones de infantería de Marina?.

De acuerdo con su director, la Escuela Naval militar tiene 902 alumnos de los cuales 112 son cadetes femeninos, recientemente dos mujeres se encuentran en tercer año en la carrera de cuerpo general, lo que significa que para el 2013, dos mujeres tendrán la oportunidad en la historia de la Armada de México de dirigir a un batallón completo o llegar al grado de almirantes.

??Tenemos ya a dos cadetes en el cuerpo general y próximamente las veremos en las cubiertas de nuestros buques, es una gran oportunidad para el personal femenino dentro de la Armada de México, donde atinadamente las políticas del alto mando han abierto el escalafón a la mujer mexicana y en un futuro próximo tendremos a oficiales femeninos de alto rango con toda la posibilidad para escalar a las más altas jerarquías de la Armada, incluso para ser secretarias de Marina?, dijo Rommel Eduardo Ledesma.

Para Katia Muñoz Baquera, quien actualmente estudia el segundo año de preparatoria en la Escuela Naval Militar en Veracruz, poder llegar a comandar a un batallón no sólo es una ilusión personal sino un compromiso para la defensa de la patria.

??Nos han enseñado a querer a nuestro país, a amarlo, si es necesario daría mi vida por mi país, y por los mexicanos. Quiero llegar a estudiar la carrera de cuerpo general, tienes que sacrificar algunas cosas, pero te disciplinas, aunque extraño a mi familia, todos los días nos levantamos a las cinco de la mañana , y todo el día tienes actividades en la mañana las clases en las tardes deportes?, afirmo Katia Muñoz.

Para esta jovencita de 17 años de edad, su principal preocupación son sus estudios y cumplir con la disciplina militar, ??no podemos dejarnos suelto el cabello siempre lo tenemos que traer amarrado, y no nos podemos pintar, estamos dedicadas a nuestros estudios, y si tenemos amigas y amigos pero hay poco tiempo para platicar?, concluyó.

¿Quiere saber mas?

En Villa Luz, Olga Herrera Castillo directora de policia

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *