Hackers alemanes vs Wikileaks

La mayor asociación europea de “hackers”, el Chaos Computer Club (CCC), aplaudió hoy en Berlín la filtración de documentos secretos que realizó WikiLeaks pero criticó el papel desempeñado por su fundador, Julian Assange, y por los cinco medios que tuvieron acceso a la información.

“Aunque no tenemos una posición única, todos estamos de acuerdo en que fomentar la transparencia del trabajo de los gobiernos es bueno”, aseguró en declaraciones Andreas Bogk, portavoz del CCC.

No obstante, este colectivo, que celebra desde hoy y hasta el jueves su vigésimo sexto congreso anual con más de tres mil participantes, se mostró escéptico con “el culto a la personalidad” generado en torno a Julian Assange, que consideran que ha diluido el impacto de la información filtrada.

Además, el CCC consideró que los medios internacionales que obtuvieron en exclusiva el acceso a todos los cables de la Secretaría de Estado estadunidense no han explotado al máximo el potencial de la información.

Bogk aseguró que muchos hackers están “decepcionados” con la revista alemana Der Spiegel, uno de los medios que obtuvo la filtración, por el uso privilegiado que ha hecho de esta información y la falta de investigación ulterior.

El portavoz de este colectivo recordó asimismo la situación de Bradley Manning, el presunto hacker que logró hacerse con toda la información secreta, y que lleva “siete meses en una celda de aislamiento sin que se hayan presentado cargos en su contra” en Estados Unidos.

Quieren hacerle hablar para que involucre a Julian Assange y poder encausarle. Es triste que nadie se preocupe por su situación. Y realmente no sabemos si fue él o no. No tienen pruebas contra él“, apuntó.

Bogk aseguró que el CCC no está relacionado con los sabotajes cibernéticos que se produjeron en las últimas semanas contra páginas web de empresas y gobiernos, y en apoyo a Assange y tachó estas acciones de “tontas” y “peligrosas”.

En cambio, abogó por crear “espejos” en la red de la información que publica WikiLeaks para asegurarse de que permanece en internet para que cualquiera pueda acceder a ella.

Sobre los intentos legales en distintos países de prohibir las descargas en la red, el portavoz de la CCC aseguró que “criminalizar la libertad de acceso a información” no es el camino y subrayó que “los derechos de autor son esencialmente malos” para la sociedad.

“Hay que encontrar una solución para la sociedad y para los autores, pero es una tontería tratar de controlar la red”, subrayó Bogk en relación a normativas como la “Ley Sinde”, que no logró ser aprobada la semana pasada en el Congreso español.

¿Quiere saber mas?

Wikileaks desenmascara al Pentágono (otra vez)

La bola de nieve llamada Wikileaks

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *