Mario Carrasco Coronel, El Gallo muere en enfrentamiendo con SEDENA

El posible sucesor del narcotraficante Ignacio Nacho Coronel Villarreal fue abatido ayer por elementos del Ejército en una colonia de Guadalajara, Jalisco, cuando pretendió impedir su captura durante un operativo en el que se asestó un golpe más a la estructura del cártel de Sinaloa.

Mario Carrasco Coronel, El Gallo, era sobrino y lugarteniente de El Coronel, y de acuerdo con trabajos de inteligencia de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), se perfilaba como uno de los hombres que podría ocupar el lugar del extinto capo.

La Sedena informó que El Gallo fue ubicado este viernes en la colonia Rinconada de Los Novelistas, en Guadalajara, como parte de un operativo de inteligencia militar para desmantelar las células al mando de El Coronel.

Aunque no se precisó si fue en una vivienda o en la vía pública, la Sedena informó que cuando los militares intentaron detenerlo, El Gallo intentó impedir su captura, ??agredió al personal castrense con armas de fuego, hiriendo a un elemento militar, por lo que al repeler la agresión falleció?.

Cateos e inventario

Un agente del Ministerio Público (MP) federal de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO) inició la tarde de ayer un cateo a las fincas aseguradas en el fraccionamiento Colinas de San Javier, en Zapopan, donde murieron un militar y el capo Ignacio Nacho Coronel Villarreal tras un enfrentamiento con militares.

Apoyado por una veintena de elementos de la PGR y militares, el agente realiza el inventario del dinero ??tanto en pesos como en dólares??, joyería, armas y autos.

Antier por la noche, la Sedena reportó el aseguramiento de dos domicilios en la calle Paseo de los Parques, al poniente de la zona metropolitana de Guadalajara. No obstante la PGR confirmó ayer que se trata de tres casas.

Traslado de cuerpos al Semefo

Un convoy de nueve vehículos, cuatro de ellos militares, trasladó la mañana de ayer a las instalaciones del Servicio Forense de Guadalajara los cuerpos del capo Nacho Coronel y de un soldado.

El personal de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO) no ha informado sobre el resultado de las autopsias.

La calle Belén, en pleno centro de la ciudad de Guadalajara, donde se encuentran las instalaciones del Semefo, permanece resguardada por medio centenar de militares que restringen el paso de automóviles y personas

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *