Le urgen refinerias de biocombustible a Mexico

Para que México logre una producción de 700 millones de litros de biocombustible es necesario construir cuatro biorefinerías, sostuvo el director de Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA), Gilberto López Meyer.

En conferencia afirmó que con esa infraestructura se podría abastecer el 15 por ciento del mercado nacional de la aviación para 2020.

No obstante, aclaró que será antes de que finalice este año cuando se realice el primer vuelo no comercial que utilizará combustible de este tipo.

Hasta el momento, han identificado ciertas infraestructuras que se encuentran en algunos estados de la República, como en Sinaloa donde existe una instalación en la que se buscaba la refinación de etanol, sin embargo, dicha infraestructura quedó rebasada con la prohibición de combustibles a base de alimentos.

En un primer análisis se prevé que esa instalación, con una inversión menor a los 100 millones de dólares, pudiera ser utilizada para estos efectos.

??Estamos en una etapa de evaluación, arranque, coordinación y alineación de esfuerzos?, dijo.

En tanto, el director de combustibles de ASA, Alejandro Ríos, estimó que la construcción de una refinería con una capacidad de producción de 400 millones de litros al año, requiere de una inversión de entre 120 a 180 millones de dólares.

No obstante, para llevar a cabo dicha infraestructura es necesario realizar algunos cambios a la legislación en torno al tema de biocombustibles, para poder brindarle certeza jurídica a los inversionistas, con el fin de que inyecten recursos en estos proyectos, expuso el presidente del Instituto Nacional de Ecología, Adrián Fernández.

Asimismo, Alejandro Ríos detalló que para alcanzar los objetivos algunos estados de la República como Chiapas, Yucatán, Culiacán, Sinaloa y Michoacán ya han comenzado con el cultivo de plantas como la jatropha, higuerilla, algas y halófilas.

Gilberto López Meyer mencionó que actualmente del total de las emisiones producidas por el país, 1.3 por ciento corresponden a la aviación, donde 1.0 por ciento es por vuelos domésticos y 0.3 por ciento son por los vuelos que salen con destino internacional.

Por último, dijo que la meta es que para 2050 se registre una reducción de 50 por ciento en las emisiones de efecto invernadero, por ello, a nivel mundial se realizan mejoras en aviones y motores, así como en la operación de vuelos directos y la disminución de servicios en los aeropuertos

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *