No hay pago a secuestradores en Paraguay

El presidente de Paraguay, Fernando Lugo, promulgó hoy una ley que bloquea las cuentas bancarias de los secuestrados y sus familiares y establece que sólo el Ministerio Público podrá negociar con los delincuentes en un eventual plagio.

La normativa fue planteada tras el último secuestro ocurrido en
este país sudamericano, cuya víctima fue el acaudalado ganadero Fidel
Zavala, por quien el autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo
(EPP), que le tuvo cautivo 94 días, cobró un millón de dólares.

A través de esta ley fueron modificados varios artículos del
Código Penal, siendo el principal cambio la restricción de disponer
de los bienes familiares de quien se encuentre secuestrado, limitando
las operaciones bancarias de las víctimas de plagios.

De acuerdo con el texto de la legislación, se otorga al Estado
la potestad exclusiva para coordinar las negociaciones con los
delincuentes y establecer los procedimientos a ser adoptados mientras
las víctimas permanezcan privadas de su libertad.

Una vez en conocimiento de un caso de secuestro, el Ministerio
Público podrá disponer de los bienes de la víctima para evitar el
pago del rescate y desalentar los hechos de este tipo, precisó una de
las fundamentaciones de la ley.

La nueva legislación también limita las sumas de las operaciones
bancarias de los familiares de los secuestrados y precisa que los
retiros de montos que no estén bajo custodia judicial deberán ser
informados por las entidades al Ministerio Público.

Se especificó que los bancos y financieras de Paraguay que no
proporcionen dichos datos deberán pagar al Estado una multa y que las
empresas de telefonía celular deberán adecuar sus equipos para
cooperar con las autoridades de esta nación

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *