SEDENA arresta un mando del narcotrafico

El ejército mexicano señaló el sábado que había arrestado a un líder de una organización de narcotraficantes que tuvo relación con una incursión fronteriza en el 2006 con traficantes armados en Texas y a quien también relacionan con el asesinato en julio de un activista anticrimen en el norte de México.

El ejército mexicano indicó en su comunicado que los soldados actuaron en una denuncia anónima de que había hombres armados y gracias a ella detuvieron a un hombre identificado como José Rodolfo Escajeda, alias “El Rikín” en Nuevo Casas Grandes, una localidad del norteño estado de Chihuahua.

Escajeda es buscado por la Oficina de Combate a las Drogas de Estados Unidos (DEA). Un jurado federal de instrucción acusa a Escajeda de ser “el presunto responsable de una incursión en Estados Unidos”, así como de formularle acusaciones por narcotráfico, de acuerdo con la DEA.

El 24 de enero del 2006, al menos 10 hombres ataviados con uniformes parecidos a los del ejército cruzaron el Río Bravo hacia Estados Unidos en un intento de contrabando de marihuana, pero se enfrentaron con autoridades del estado de Texas aunque no hubo disparos.

El encuentro ocurrió cerca del punto fronterizo de Neely’s Crossing de Texas, unas 50 millas (80 kilómetros) al este de El Paso y dio comienzo cuando policías estatales intentaron detener tres vehículos todo terreno. Los tres vehículos dieron una vuelta en U y huyeron hacia el sur rumbo a la frontera, ubicada a unos cuantos kilómetros.

Cuando los vehículos llegaron al Río Bravo, la policía vio a los ocupantes de un vehículo de estilo militar mexicano que aparentemente esperaba a esa caravana.

La policía se detuvo y vio como los vehículos huían hacia México. Ambas partes -las autoridades estadounidenses y los contrabandistas- tenían las armas desenfundadas.

El ejército mexicano agregó en su comunicado que Escajeda “era un lugarteniente de uno de los principales operadores” del cartel de Juárez y subrayó que estaba relacionado con la incursión ocurrida en Texas.

Asimismo, el ejército indicó que Escajeda podría ser responsable por los asesinatos del activista contra el crimen Benjamín LeBaron y de un vecino cerca de Nuevo Casas Grandes el 7 de julio.

El ejército agregó que Escajeda y los otros sospechosos fueron entregados a las autoridades mexicanas, aunque no dijo si será extraditado para que enfrente cargos en Estados Unidos.

Technorati Profile

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *