Michaletti no permitira regresod e Zelaya

El designado presidente Roberto Micheletti dijo que no permitirá el retorno del depuesto gobernante Manuel Zelaya y criticó al embajador estadounidense en Tegucigalpa por reunirse con el mandatario derrocado en Managua.

”El embajador (Hugo Llorens) cometi√≥ un grave error… y ese es un acto de intromisi√≥n (en los asuntos internos hondure√Īos)”, dijo Micheletti a periodistas la noche del jueves al concluir una sesi√≥n de trabajo con sus principales colaboradores.

Un enfrentamiento entre seguidores de Zelaya y la policía dejó el jueves 26 lesionados y 88 detenidos. El gobernante fue depuesto por un golpe militar el 28 de junio y el congreso designó a Micheletti.

”Repito con claridad que si hay una soluci√≥n que contemple mi retiro (del cargo), lo har√© con todo gusto, pero tampoco Zelaya regresar√° a Honduras como gobernante… y √©l puede venir a los tribunales, que lo esperan, pero bajo ninguna circunstancia lo dejaremos tomar posesi√≥n del gobierno”, dijo el mandatario designado.

Un ex funcionario hondure√Īo dijo el jueves que Micheletti ha retirado su rechazo a la posibilidad de que Zelaya vuelva a la presidencia, pero quiere concesiones para tranquilizar a los empresarios reticentes.

La fuente, quien solicitó permanecer en el anonimato por no tener autorización para divulgar los detalles de una conversación privada, dijo que el jefe del gobierno de facto le comunicó al mediador, el presidente costarricense Oscar Arias, que la puerta estaba abierta para la restitución de Zelaya.

Micheletti, sin embargo, negó el jueves por la noche, haber manifestado a Arias estar dispuesto a entregar el poder a Zelaya.

”En ning√ļn momento he dado esas declaraciones ni las voy a dar (porque) soy un hombre de car√°cter que mantiene su posici√≥n”, subray√≥.

Admitió que pidió a Arias enviar una misión a Honduras a conocer la situación de primera mano y a persuadir a algunos grupos de poder, especialmente empresarios, para que acepten una salida negociada al conflicto.

Advirti√≥ que ”si en un momento determinado (Zelaya) se sale de esa monta√Īa Asegura que est√° dispuesto a retirarse del cargo, pero no permitir√° que el depuesto mandatario vuelva a gobernar

TEGUCIGALPA.- El designado presidente Roberto Micheletti dijo que no permitirá el retorno del depuesto gobernante Manuel Zelaya y criticó al embajador estadounidense en Tegucigalpa por reunirse con el mandatario derrocado en Managua.

”El embajador (Hugo Llorens) cometi√≥ un grave error… y ese es un acto de intromisi√≥n (en los asuntos internos hondure√Īos)”, dijo Micheletti a periodistas la noche del jueves al concluir una sesi√≥n de trabajo con sus principales colaboradores.

Un enfrentamiento entre seguidores de Zelaya y la policía dejó el jueves 26 lesionados y 88 detenidos. El gobernante fue depuesto por un golpe militar el 28 de junio y el congreso designó a Micheletti.

”Repito con claridad que si hay una soluci√≥n que contemple mi retiro (del cargo), lo har√© con todo gusto, pero tampoco Zelaya regresar√° a Honduras como gobernante… y √©l puede venir a los tribunales, que lo esperan, pero bajo ninguna circunstancia lo dejaremos tomar posesi√≥n del gobierno”, dijo el mandatario designado.

Un ex funcionario hondure√Īo dijo el jueves que Micheletti ha retirado su rechazo a la posibilidad de que Zelaya vuelva a la presidencia, pero quiere concesiones para tranquilizar a los empresarios reticentes.

La fuente, quien solicitó permanecer en el anonimato por no tener autorización para divulgar los detalles de una conversación privada, dijo que el jefe del gobierno de facto le comunicó al mediador, el presidente costarricense Oscar Arias, que la puerta estaba abierta para la restitución de Zelaya.

Micheletti, sin embargo, negó el jueves por la noche, haber manifestado a Arias estar dispuesto a entregar el poder a Zelaya.

”En ning√ļn momento he dado esas declaraciones ni las voy a dar (porque) soy un hombre de car√°cter que mantiene su posici√≥n”, subray√≥.

Admitió que pidió a Arias enviar una misión a Honduras a conocer la situación de primera mano y a persuadir a algunos grupos de poder, especialmente empresarios, para que acepten una salida negociada al conflicto.

Advirti√≥ que ”si en un momento determinado (Zelaya) se sale de esa monta√Īa (de Nicaragua, donde anunci√≥ que se prepara para reasumir el poder) donde hace de guerrillero, y no sigue pensando en la presidencia, buscar√≠a una tercer√≠a para que no haya m√°s problemas porque quiero paz y tranquilidad en mi pa√≠s”.

La tercer√≠a ser√≠a el presidente de la Corte Suprema de Justicia, Jorge Rivera, que es el √ļnico titular de un poder estatal reconocido por la comunidad internacional, la que ha dejado por fuera al Congreso y a otros organismos y funcionarios p√ļblicos importantes por participar en el derrocamiento de Zelaya el 28 de junio.

Para impedir la entrada de Zelaya por Nicaragua, el gobierno de facto mantiene un toque de queda en la provincia fronteriza de El Paraíso

Technorati Profile

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *