Mexico podria negociar entre Colombia y vecinos

El presidente mexicano, Felipe Calderón, ofreció este jueves en Bogotá la mediación de su país en la crisis que vive Colombia con sus vecinos Ecuador y Venezuela, y aseguró que respeta la decisión de Bogotá de permitir el uso de siete bases militares por Estados Unidos. “Estamos dispuestos a ofrecer nuestra mediación siempre y cuando haya voluntad de las partes”, señaló Calderón en una conferencia de prensa al término de un encuentro con el presidente Alvaro Uribe, en el segundo y último día de su visita oficial a Colombia.

El mandatario mexicano aseguró que dicha mediación podría ejercerla en la calidad que tiene su país de “secretario pro témpore del Grupo de Rio”. Y recordó que México ya había actuado como mediador entre Uribe, Hugo Chávez y Rafael Correa durante la pasada cumbre de ese grupo en República Dominicana. Calderón concluyó este miércoles una visita de menos de 24 horas a la capital colombiana, antes de partir hacia Uruguay, durante la cual asistió a la inaguración de la XXII Feria del Libro que se dedicada a la literatura mexicana y se reunió con Uribe, con quien firmó un acuerdo para incrementar la cooperación bilateral en la lucha contra el narcotráfico.

Ese acuerdo permitirá capacitar a unos 11.000 policías mexicanos en la lucha contra el narcotráfico y las bandas del crimen organizado. Según el gobierno colombiano, la capacitación de policías mexicanos hace parte de un paquete de actividades contra los carteles del narcotráfico y la delincuencia organizada, que incluye además intercambio de informaciones de inteligencia, intercambio de pruebas y cooperación en los procesos judiciales.

Colombia es el principal productor mundial de cocaína (unas 600 toneladas al año), la cual se exporta en su mayor parte hacia Estados Unidos por carteles mexicanos. México ha vivido también en los últimos meses una escalada de crímenes atribuidos al narcotráfico y un auge de los secuestros, similares a los que vivió Colombia en las dos últimas décadas.

Calderón señaló que durante la reunión entre los mandatarios de América del Norte, realizada esta semana en Guadalajara (México), el presidente estadounidense Barack Obama le insistió en que no existe interés de Estados Unidos por establecer nuevas bases militares en América Latina.

Obama “fue enfático al señalar que contrario a lo que se ha señalando no hay pretensión de los Estados Unidos de establecer nuevas bases militares” y le señaló que el acuerdo con Colombia no contempla más que un avance en la cooperación en el combate al narcotráfico y el terrorismo.

La decisión colombiana de facilitar el uso de instalaciones a las tropas estadounidenses ha sido denunciada, especialmente por el presidente venezolano, quien teme que éstas puedan ser utilizadas para lanzar un ataque contra su país. El acuerdo de cooperación militar, cuya negociación en Washington podría finalizar este fin de semana según anunciaron jefes militares colombianos, será analizado el 28 de agosto en una reunión extraordinaria de la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur) en Bariloche (Argentina).

Uribe confirmó que asistirá a esa reunión, dado que “en Bariloche no se dan las restricciones que nos impidieron ir a la última cumbre”, realizada esta semana en Quito

Technorati Profile

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *