Fallece actor/matador Manuel Capetillo

Quienes lo conocieron lo recuerdan como un ??gran conversador, bromista y bohemio?, pero también un hombre que nunca abandonó sus pasiones: los toros y la actuación.

Hace apenas cuatro años, Manuel Capetillo Villaseñor lidió una vaquilla en Tlajomulco y, al concluir la faena, declaró que habían sido los ??momentos más emotivos de su vida?.

Capetillo Villaseñor falleció la mañana de ayer a los 83 años de edad en Chacala, Nayarit, víctima de un paro respiratorio en la clínica del IMSS de la localidad, informó su esposa Lorenza Boyer.

El cuerpo del también cantante, escritor, compositor y charro sería velado en las capillas El Carmen de Guadalajara.

Su vida, que comenzó el 15 de abril de 1926 en Ixtlahuacán de los Membrillos, Jalisco, estuvo íntimamente ligada a las corridas de toros y a los foros cinematográficos, e incluso formó una dinastía de actores que han hecho historia en la televisión mexicana: Guillermo y Eduardo Capetillo. Su otro hijo, Manuel, también fue matador de toros.

La página oficial del gobierno de Jalisco lo considera como ??el mejor muletero del mundo, por sus faenas largas y en redondo?.

Para su estado, Manuel Capetillo es ??la última de las grandes figuras de Jalisco, después de José González Carnicerito de México y de José Ortiz El orfebre tapatío.

En Ixtlahuacán de los Membrillos vistió por primera vez el traje de luces en 1947. Un año más tarde debutó en la Monumental Plaza de Toros México, compartiendo cartel con Luis Solano y Fernando López El torero de canela, quienes lidiaron novillos de Don Lucas González Rubio.

Capetillo Villaseñor tomó la alternativa el 24 de diciembre de 1948 en la plaza de Querétaro, teniendo como padrino al histórico Luis Procuna. Además de la alternativa, el torero recordaba esa tarde porque resultó cornado en el muslo izquierdo.

Pero él sabía cómo levantarse y el 15 de mayo de 1952, ya pisaba uno de los ruedos más cotizados del mundo: la Plaza de las Ventas de Madrid, donde cortó una oreja.

Un año después llegó su primer oportunidad para actuar en cine de la mano de Gilberto Martínez Solares, quien lo colocó en el protagónico de la cinta Contigo a la distancia, al lado de Ana Bertha Lepe.

Ese fue el inicio de una prolífica trayectoria cinematográfica y televisiva, que abarca casi cinco décadas, en las que hizo de todo, hasta videohomes.

Algunos de sus trabajos más recordados son Dos novias para un torero, Las hermanas Karambazo, Duelo de pistoleros, Viva Jalisco que es mi tierra, El ojo de vidrio y El as de oros, la mayoría de ellas con temática campirana y al lado actores cono Antonio Aguilar, Luis Aguilar o Erik del Castillo.

La televisión la dejó para sus hijos, pues él solamente grabó algunos episodios para telenovelas como Todo contigo o Abrázame muy fuerte, en el año 2000 y que fueron más que nada un homenaje a su destacadísima trayectoria, lo mismo que su actuación especial del año pasado en la telenovela En nombre del amor, en la que interpretó a un viejo amor de Rufina, personaje de Magda Guzmán.

El 20 de septiembre de 1981 participó en su última corrida, en Zacatecas, un día inolvidable, pues toreó junto a sus hijos Manuel y Guillermo.

Hace dos años recibió un homenaje en el marco del 40 aniversario de la Plaza de Toros Nuevo Progreso de Guadalajara, donde dio una emotiva vuelta al ruedo.

Conócelo

Manuel Capetillo Villaseñor.

Nació el 15 abril de 1926, en Guadalajara, Jalisco.

Filmó alrededor de 55 películas.

Entre las más conocidas destacan: Dos novias para un torero, Las hermanas Karambazo, Duelo de pistoleros, Viva Jalisco que es mi tierra, El ojo de vidrio y El as de oros.

Participó en telenovelas como: Todo contigo, Abrázame muy fuerte y En nombre del amor Tuvo tres hijos: Guillermo, Eduardo y Manuel Capetillo, procreados con Lorenza Boyer

Technorati Profile

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *