La OPINION de Joaquin Lopez Doriga “tenga su sopa de letras”

La reforma electoral aprobada desde el rencor legislativo ha comenzado a hacer agua: los mismos que redujeron la libertad de expresión a sus intereses y resentimientos, son los primeros en denunciar, ahora, lo que se evidenció y despreciaron en su momento, cuando se redactó el dictamen y se aprobó la ley: que coarta su derecho a expresarse.

En aquellas jornadas de la venganza y ajuste de cuentas, los legisladores aplicaron la mordaza a los medios electrónicos para blindar a políticos y partidos del escrutinio y crítica de la sociedad.

Por eso vemos ahora que se dicen en declaraciones lo que antes se decían en spots de radio y televisión, y eso que aún no empiezan las campañas formalmente.

Está la estrategia del PAN en la que a través de recursos como la sopa de letras, busca descalificar al PRI y a los priistas con la constante de su relación con el narcotráfico. Una y otra vez lo acercan al crimen organizado, descontando, algunos, que el siguiente paso del gobierno federal sea un golpe espectacular contra uno de sus más conocidos militantes, de preferencia ex gobernador, pero que arrastre al partido y sus candidatos. ¿Cuando se vaya Obama?

La ofensiva ha sido denunciada por los priistas ante el IFE, a lo que los panistas han respondido que les están limitando su libertad de expresión, cuando fueron legisladores panistas, con todos los demás partidos, quienes aprobaron y celebraron las reformas a la ley.

¿Dónde están hoy los brindis de aquellos cruzados…?

Aparte de esto respondió el PRI de Nuevo León acusando al PAN de estar detrás de los ataques terroristas en Monterrey, lo que fue contestado por su candidato a gobernador, Fernando Elizondo, acusando al gobernador Natividad González Parás de tener nexos con el crimen organizado.

Ya vimos para lo que sirvió la ley: para decirse lo mismo, y cosas peores, pero no en los medios electrónicos a los que amordazaron.

Estamos ante una doble moral, propia de esos que, por ser peores, rezan más alto.

Retales

1. ¡QU? MELLO! La gente creía que era la avanzada de Obama: frente al Estoril de Polanco un impresionante operativo con más de 50 escoltas. En el restaurante cenaban los secretarios de Gobernación, Defensa y Marina, con Manlio Fabio Beltrones y Emilio Gamboa. ¿El tema? Imposible, como su seguridad;

2. ¡LÁSTIMA! Como se había adelantado, Manuel Espino se quedó sin curul. Con calzador los duros metieron a Javier Corral a un frágil octavo lugar de la lista plurinominal, que no le garantiza nada. No quiso arriesgarse por la vía del voto; y

3. GORDO. Miguel Ángel Jiménez dijo que renunciaba en forma temporal a la dirección de la Lotería Nacional. ¿Cómo que temporal? ¿No es un nombramiento presidencial? ¿Por qué en Los Pinos no han dicho nada?

Nos vemos mañana, pero en privado

Technorati Profile

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *