Vamos ayudar, Refugio Franciscano de mascotas

El ayudar, es lo que nos hace una de las razas mas importantes, increíbles, magnificas, etc. que hay en la naturaleza.

Vía el sistema de la web 2.0 a través de mi cuenta Facebook (búsquenme en dicho sistema como Enigmatario El) una de mis contactos (gracias Rossana Reynoso) me envía el siguiente mensaje y, que creo mas que perfecto para extenderles a ustedes la atenta invitación a participar.

En el Refugio Franciscano A.C. (institución altruista) buscamos dar a perros y gatos abandonados la oportunidad de ejercer el más elemental de los derechos: vivir.
El Refugio Franciscano inicio su labor de protección en 1977. A partir de ese momento los perros han encontrado una “isla de vida en medio de un mar de muerte”.

Gracias a este constante trabajo y a la participación de numerosos voluntarios, los perros y gatos reciben amor, respeto y protección.

En el Refugio Franciscano viven más de 1,800 perros y más 100 gatos que llegaron en condiciones deplorables, maltratados, perseguidos, abandonados, atropellados, enfermos… y que ahora han recuperado su dignidad. Dependen de la ayuda generosa que permite dar continuidad a un trabajo de más de veinte años.

Desde entonces reciben amor, alimento, medicina, asistencia médica y sobre todo la atención y cariño que se merecen.

En el Refugio no se sacrifica a animal alguno, pero tampoco nacen, ya que todos son esterilizados.
Además se promueven campañas de esterilización gratuita en zonas marginadas y se vigila el respeto a los Derechos de los Animales.

Si te interesa ser voluntario los fines de semana, ayudando a pasear, cepillar, dar de comer a los peluditos, por favor envía un correo a: informes@refugiofranciscano.org.mx

Hay muchas mas formas de ayudar que las mencionadas, si quieren hacer un regalo piensen si puede ser una mascota, Yo tengo una y es maravillosa, fue un regalo y se que no es para siempre, pero cuando descanse y vaya al “gran parque del cielo” adoptare una mascota de este lugar.

De igual forma, las mascotas no son “juguetes”, ayudan mucho a los niños a reafirmar la confianza, responsabilidad y otras cuestiones, pero es un ser vivo que no puede vivir en una azotea, al cual cuando pase la novedad, se eche a la calle o simplemente se regrese, piénselo, dar amor a una mascota es recibir muchísimo mas amor del que se da y de una calidad infinita.

Technorati Profile

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *