Ángeles de la guarda de aquellos que menos pueden defenderse; Brigada de Vigilancia Animal DF

Hoy quiero hacer una breve pausa temática en el blog.

Muchas veces he criticado, señalado, denunciado y analizado la situación que nuestras autoridades han tenido para con nosotros, los ciudadanos, las personas que con el pago de nuestros impuestos pagamos sus salarios para que nos orienten, asistan, protejan, representen, apoyen, etc.

Pero hoy quiero dedicar unas modestas líneas reconociendo el trabajo de 23 oficiales que están en una brigada muy poco conocida dentro de la Secretaria de Seguridad Publica de la Ciudad de México.

12 hombres, 11 mujeres; que diariamente hacen recorridos por toda esta megalópolis atendiendo llamados para los cuales fueron convocados así como también, atendiendo sobre la marcha los casos que se les presentan.

Así es como los conocí.

En la calle de Dr. Balmis casi esquina con Dr. Jiménez en la colonia Doctores hay una recaudaría que afuera, en el árbol que esta sobre la banqueta, hay un perro grande encadenado muy sucio pero por las veces que lo he visto, tranquilo.

Cuando paso por ahí, ahí estaba el animal, digno de mejor suerte ya que las condiciones en las que se encontraba quizá uno podría pensar en llevárselo o quizá sacrificarlo.

Un día que me encontraba comprando unos artículos de papelería a unos metros de ahí, vi que una sirena Twitteo y se bajaron dos oficiales (una mujer y un caballero) de un jeep todo terreno donde le se leía ??Brigada de vigilancia animal?.

Mientras ella comenzaba a buscar a los dueños de dicho perro, el se puso unos guantes y se aproximo al can quien echado solo levanto la cara y, comenzó a mover la cola.

Una persona salio a hablar con los policías quienes le decían no era humano tener en esas condiciones a un ser vivo, que aquí quiero señalar algo, creo no hay animal tan empático para el Hombre como el perro; que la autoridad se lo podía recoger etc.

Este año que termina me entero, que la Brigada de Vigilancia Animal tiene en su refugio cerca de 42 animales de forma temporal en lo que les consigue alojamiento o casa ya permanente, pero han pasado por ahí este año mas de 1150 animales de los cuales en su mayoría son perros, aunque han habido halcones, cocodrilos, leones y tigres de bengala, etc.

No hay forma de colaborar con ellos al ser una brigada de la policía capitalina, pero si uno desea (hasta la forma de pensar tan diferente al común de otros policías, se nota) dar algo para la manutención de los animales recogidos hay muchas organizaciones en las cuales hacen falta desde alimento hasta dinero para sufragar los gastos y manos para atender a estos seres; mejor ayudarles a ellos.

Y esto me lo dijo la oficial C. M. cuando le pedí ciertos datos para un escrito en mi blog y me pidió el anonimato ya que cualquier declaración no oficial a través de los canales de comunicación social de la SSP DF es sancionable; cuestión que no entiendo pero bueno, muchas cosas no entiendo en esta vida, lo que si y como se lo mencione, es dedicarles este escrito a aquellos buenos elementos que cumplen su trabajo, aquellos héroes anónimos que buscan hacer este mundo mejor, a la mejor brigada de la policía capitalina.

Señores, de pie y Dios les bendiga, un amante de los animales y del Hombre mismo, les saluda.

PD. Rufus, el perro que mencione aquí, fue recogido y hasta que el dueño no fuera y firmara una constancia de que mejoraría su calidad de vida no seria devuelto, se espera que el dueño de nombre Carlos, vaya antes del 20 que es cuando salen de vacaciones los administrativos, no en cambio los oficiales de la policía.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *