Elecciones en Tabasco, ¿adiós López Obrador?, porque gano el PRI.

El pasado domingo, hubo elecciones en Tabasco, y muchos dirán, ¿y eso que?, lo que sucede es que parece fue, un clavo mas al ataúd que un hombre terco, forjo para si mismo.

Elecciones-Tabasco Desde que Andrés Manuel López Obrador, deseo ser líder político, se le vio carisma y viendo las cosas en perspectiva, se le auguraba éxito, el problema, es que en ocasiones era viseral.

Y creo que eso se puede ver cuando no obtuvo la candidatura por el PRI a la gobernatura de Tabasco, misma que gano Roberto Madrázo Pintado, si, el mismo que ya no esta entre nosotros, o mejor dicho, en México, desde la victoria de Calderón y el PRI bajara a la tercera fuerza política, ya no se le ve en el Comité Ejecutivo Nacional del partido, dicen las malas lenguas que esta por Miami, en sendos departamentos que se le descubrieron en su campaña a inicios de este año, pero sigamos.

Entonces, López Obrador lo que busco era deslindarse del PRI, ese partido en el que se hizo y aprendió guerra sucia, aprendió golpeteo político y desgaste de imagen, así acciones civiles de resistencia política, en fin, que aprendió lo que ha venido mostrando desde siempre.

Ya que, obteniendo la candidatura pero por el PRD en Tabasco allá por el 94, tampoco gano, y se dedico a hacer toma de pozos petroleros así como de carreteras e instalaciones, manifestaciones multitudinarias y en fin, sembró en Tabasco el estado de ingobernabilidad, hasta que el presidente Zedillo, diera espaldarazo a Madrázo y lo mantuviera.

Así se desgasto tanto en tabasco que mejor emigro, algunos dicen que al contrario, lo hizo tan bien (si, los que son del ala izquierdista beligerante del PRD) que por ello se gano su inclusión en los puestos del PRD en la capital.

¿Seguimos haciendo historia?, bueno, pero mas rápido, vino y dirigió el PRD, luego jugo a la jefatura de gobierno y si, la obtuvo y como político, logro ir haciéndose de un botín político interesante al grado que fue favorito en las encuestas para la carrera por la presidencia, fue cuando comenzó a cometer errores suyos, de nadie mas.

El efecto chachalaca, así como no asistir al primer debate y la confrontación que tuvo con sus demás compañeros a la presidencia, la guerra sucia en su contra y demás que ya hemos referido aquí hicieron que naciera el conflicto post electoral.

Mismo que se comenzó a relajar hasta el 15 de septiembre, saliendo el presidente Fox del DF y también, López Obrador.

Las elecciones en Tabasco serian, importantes, además de haber impuesto al candidato, era el ver que su popularidad no había descendido como se dice, así que se fue a sus terruños, para apoyar al candidato, mismo que opaco.

Aun antes de que iniciara la justa electoral ya se hablaba de irregularidades y demás, claro era que ante la imposibilidad de ver alzar el vuelo de Raúl Ojeda (candidato del PRD, López Obradorcita y perdedor hasta el momento) se comenzara a atacar la legitimidad del proceso electoral.

Y es que seamos honestos, con López Obrador en Tabasco, Raúl Ojeda creyó que arrasaría con los votos que el Tabasqueño obtuvo en la votación presidencial, pero sorpresa, se olvidaron del efecto avenida reforma, que con los plantones que realizaron en la capital del país, misma donde se concentran los medios de información nacionales, Tabasco así como otras entidades, no desean ver algo así en la capital de su estado.

Además, Raúl Ojeda fue impuesto por López Obrador, así como Polevsky para el Estado de México y Marcelo Ebrard para el DF, de ellos, solo Ebrard pudo ganar y lo hizo sencillo, ya que desde hace un año, se sabia que el PRD ganaría en el DF con el candidato que pusieran, cuestión que dividió mas al partido ya que, como es lógico en el ser humano, la avaricia pierde a muchos y todos querían dicha candidatura.

Pero el caso de los impuestos ha venido significando la perdición de muchos partidos, ahora el PRD, por una sencilla y lógica razón, se les olvidan las bases mismas que al no sentirse representados por el candidato, le dan la espalda y con ello, se pierden votos que son muy valiosos en cualquier elección.

Una mas, además de que López Obrador fue a Tabasco para demostrar no esta muerto políticamente como muchos lo dicen, quiere mostrar que existe una red bipartidista en su contra (PRI-PAN) en el país, cuestión que le fallo, si creía que el candidato del PAN renunciaría a favor del candidato del PRI como sucedió en Chiapas.

Tabasco-AMLO Así se le desactivo esa bomba.

Tampoco pensó López Obrador o sus ??brillantes? consejeros, de que estando en todo evento político de Raúl Ojeda, no solo se le apoyaría con la imagen de López Obrador, sino se le comenzaba a opacar, ya que la gente iba y llenaba las plazas por ver a López Obrador, ignorando a Ojeda.

Tabasco viene a significar un clavo mas en el ataúd que aun no cierra, pero parece lo deseara, López Obrador, ¿quiénes están felices?, la oposición a sus ideas y además, dos tribus en el interior del partido azteca (PRD) que ya andan haciendo cabildeos para ir dejando al López Obradorismo como corriente central de todo, así, la estrella, se va eclipsando.

¿Cierto?

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *